La presión de Polonia sobre Alemania para enviar Leopard a Ucrania

La presión de Polonia sobre Alemania para enviar Leopard a Ucrania

Este martes (24.01.2023) el Gobierno alemán aprobó el envío de tanques "Leopard 2" a Ucrania y está dispuesta a autorizar la transferencia a ese país de al menos una compañía del modelo "Leopard 2A6", según informas varios medios alemanes. Eso podría ser clave en la guerra rusa contra Ucrania.

El Gobierno polaco había solicitado este martes de forma oficial la aprobación del Gobierno alemán para enviar  los preciados Leopard 2 a Ucrania, según comunicó el ministro polaco de Defensa, Mariusz Blaszczak, en Twitter. Blaszczak llamó a Berlín, además, a "unirse a la coalición de países que apoyan a Ucrania con carros de combate Leopard 2".

Este paso se esperaba, ya que, en los últimos días, Polonia había subrayado su clara determinación de fortalecer al Ejército ucraniano con los necesarios tanques de batalla, con o sin permiso de Berlín.

El encuentro del Grupo de Contacto para Ucrania en la base aérea alemana de Ramstein, el viernes pasado (20.01.2023), en el que no se llegó a ninguna decisión sobre el envío de Leopard a Ucrania, decepcionó profundamente a Polonia. Ni el presidente polaco, Andrzej Duda, ni el jefe de Gobierno, Mateusz Morawiecki, quisieron, sin embargo, alejarse de sus planes tras la actitud vacilante de Berlín. "Polonia apoyará a Ucrania sin ‘peros'. Esa es nuestra razón de Estado”, dijo el presidente Duda ya en octubre de 2022. Y Morawiecki volvió a añadir el fin de semana pasado, en una entrevista con la agencia noticiosa polaca PAP: "Ucrania y Europa ganarán esta guerra, con o sin Alemania".

Coalición de países voluntarios

El portavoz del Gobierno polaco, Piotr Mueller, lamentó que Alemania misma no enviara a Ucrania armas pesadas del stock del Ejército alemán. "Alemania está dando una triste imagen de sí misma”, dijo. "Hay lindas explicaciones sobre derechos humanos, sobre valores europeos, pero no toman en cuenta en la realidad cuando la situación es difícil".

Incluso si Varsovia no hubiera recibido la aprobación de Berlín para la transferencia de los tanques de combate, Polonia quiso impulsar un marco de actuación de una "pequeña coalición de voluntarios”. "Si los alemanes no forman parte de esta coalición, aun así, junto con otros, enviaremos nuestros tanques a Ucrania", señaló el primer ministro Morawiecki.

"Rusia debe perder la guerra"

Polonia ve en el ataque ruso a Ucrania una amenaza existencial para su seguridad. Una derrota de Kiev traería de vuelta al imperio de Putin a la frontera con Polonia, lo cual, desde el punto de vista polaco, es una pesadilla. Por eso, Varsovia aspira a lograr el objetivo de guerra de debilitar al máximo a Moscú. "Ucrania debe vencer, Rusia debe perder” es un eslogan común en Polonia, pero es difícil para algunos políticos en Alemania pronunciarlo. Durante una visita a Berlín hace unos días, Morawiecki advirtió: "Una derrota en Ucrania podría ser el preludio de una tercera guerra mundial”. 

El Gobierno polaco ya había fijado ese objetivo de guerra desde el inicio del ataque de Rusia a Ucrania, el 24 de febrero de 2022, y cuenta con el total apoyo de la oposición.  Polonia no solo ha acogido a millones de refugiados ucranianos, sino que también presta masiva ayuda militar al país vecino agredido.

Como informó el diario Rzeczpospolita en diciembre de 2022, citando al Instituto Kiel para la Economía Mundial, Polonia ha entregado hasta ahora armas y equipos militares a Ucrania por valor de 1.820 millones de euros, ocupando el cuarto lugar después de EE. UU. (22.860 millones), Gran Bretaña (4.130 millones) y Alemania (2.340 millones de euros).

Amplio apoyo para ayuda militar

La ayuda militar a Kiev también es respaldada por un amplio sector de la sociedad polaca.  Desde el comienzo de la guerra, Polonia ha enviado 300 vehículos blindados, incluidos más de 230 carros de combate principales T-72 de diseño soviético, a Ucrania.

El intercambio planeado con Alemania, que tenía la intención de suplir la falta de tanques de combate de las unidades blindadas polacas, no se había acabado de concretar. En cambio, el Ejército polaco adquirió tanques de batalla modernos de EE. UU. y Corea del Sur. Según informes periodísticos, ahora tiene 249 tanques de batalla principales Leopard A4 y A5 y puede entregar algunos modelos más antiguos.